Arauco y el programa “Formación a través de Tutores” de CAMCHAL

Debemos brindar las herramientas necesarias para que los buenos técnicos puedan traspasar y gestionar el conocimiento con sus pares, aprendices y nuevas contrataciones. En CAMCHAL, enseñamos a planificar, desarrollar y monitorear la formación para obtener un aprendizaje de calidad en el puesto de trabajo.

“Aprender haciendo”. Esa es la esencia que engloba el sistema de educación técnica que en Europa y, sobre todo en Alemania, ha sido la clave para la economía. Se trata de la formación dual, concepto que permite que los alumnos adquieran competencias específicas trabajando dentro de una empresa mientras estudian. De esta manera, cuando egresan, lo hacen con experiencia real en los distintos procesos en los que se formaron.

“En Alemania funciona por la participación y compromiso de las empresas en la formación de los jóvenes, viendo en esto como un modelo estratégico para el desarrollo de sus empresas, además de tener un sistema normado y reglamentado en el cual se coordinan muy bien entre el gobierno, las empresas (representados por las Cámara de Comercio) y trabajadores (representados por los sindicatos), trabajando todos en un circulo virtuoso lo que ha llevado a tener el menor nivel de desempleo juvenil en Europa. Los jóvenes primero son contratados por una empresa y después se inscriben en un instituto educativo. Las empresas que participan están acreditadas como una institución formadora para el sistema dual, contando obligatoriamente con la figura de ‘maestro guía’. Los ‘maestros guías’ son personas capacitadas en la formación laboral con conocimientos y habilidades pedagógicas y certificada por las Cámaras de Comercio en Alemania. Este es un modelo potente que funciona, y que en Chile podemos replicar trabajando con elementos del sistema dual adaptando a la realidad local", Lorena Olivares, gerente de Capacitación y Formación Técnica de CAMCHAL.

 

Arauco: una de las empresas que aplica el modelo en Chile

Si bien en Europa las experiencias están consolidadas, en Chile ya hay interés por imitar el modelo. Así lo demuestra la contratación de CAMCHAL para apoyar a Arauco en su programa “Formación a través de Tutores”, que incluye la formación de maestros guías – un concepto adaptado del modelo original de Alemania en Chile - , los que serán claves para la capacitación en el puesto de trabajo, en cinco plantas de la compañía distribuidas tanto en Chile como en Brasil, y serán quienes darán vida a la Capacitación Laboral On The Job.

El proyecto inició levantando información sobre las competencias que se necesitan para el desempeño en seis cargos. Tras eso se elabora un plan formativo donde respondemos dudas como ‘¿qué debo enseñar para que las personas adquieran las competencias específicas del cargo?’, y se diseña el material didáctico que apunta a ‘¿en qué me apoyo para enseñar esas competencias, de forma estandarizada y en el puesto de trabajo? Esto último es necesario pues las personas deben adquirir las competencias para desempeñarse con la misma calidad, en cualquier planta, de cualquier país, en donde Arauco tenga el mismo proceso. Por último se incluye la creación de evaluaciones teórico-prácticas para detectar cuándo una persona está completamente capacitada.

Arauco además tiene otras iniciativas, como la implementación de operadores expertos -quienes capacitan permanentemente en sus plantas- y también tiene aprendices por el proyecto de formación dual de Arauco-DUOC. Para estos proyectos necesitan personas con competencias pedagógicas y técnicas, maestros guías e instructores que están siendo capacitados por CAMCHAL. Los instructores, en comparación con los maestro guías, están más involucrados en la formación y transferencia en el puesto del trabajo y menos en la planificación y coordinación de la formación, una responsabilidad que tienen los maestro guías.

Los proyectos provienen de la Gerencia de Formación Técnica de Arauco que se formó a finales del año pasado, siendo resultado de una maduración y estructuración de la hipótesis de que su personal técnico presenta brechas dado que los jóvenes que egresan de una carrera técnica no tienen todas las competencias que la empresa necesita para sus procesos de producción.

Este y otros proyectos a empresas dan cuenta que el conocimiento interno existe y hay muy buenos profesionales disponibles. A su vez ciertas empresas son tan específicas que no hay nadie que sepa más que las personas que están ahí. Por lo tanto, hay que aprovechar esa fortaleza y brindar las herramientas necesarias para que los buenos técnicos puedan traspasar y gestionar el conocimiento con sus pares, aprendices y nuevas contrataciones. En CAMCHAL, enseñamos a planificar, desarrollar y monitorear la formación para obtener un aprendizaje de calidad en el puesto de trabajo y dejamos todo implantado en las empresas para que sean sustentables y puedan continuar vigentes en un mercado cada vez más exigente.

Zurück